jueves, 28 de julio de 2011

El motor a implosión de Víktor Schauberger

El Motor de Implosión de Viktor Schauberger era un motor de rotación y propulsión con generadores autónomos sin alimentación por combustión, desafiando la fuerza de la gravedad; lo contrario al motor de explosión.
Fue desarrollado en la época de la Segunda Guerra Mundial por los alemanes.

Llevaba un circuito cerrado con mezcla de agua y aire, movido por un motor eléctrico proporcionado por la Aviación Alemana que alcanzaba 20.000 revoluciones por minuto. Cuando se puso en marcha el modelo A, sin autorización de Schauberger, se rompieron los anclajes, lo que hizo que se estrellara contra el techo del hangar, destrozándose.

Basándose en la resistencia de los tornillos, Schauberger estimó que la fuerza de ascensión equivalía a 228 toneladas.

El régimen Nazi estaba muy interesado en los descubrimientos de Schauberger, que además era amigo de Werner von Braun.
Este Motor de Implosión hacía disminuir la temperatura del medio, al contrario de lo que dictan las leyes de la termodinámica.

Desde entonces ha transcurrido más de medio siglo, y todavía son muchos los misterios que aún rodean a la capacidad tecnológica del III Reich.

Viktor Schauberger era un defensor de la "implosión en lugar de la explosión". Rechazaba el motor de explosión, porque según él contradecía las leyes naturales, dado que la explosión destruye.
En base a esta tecnología se iniciaron proyectos de los enigmáticos "Platillos Voladores" del régimen Nacional Socialista: los Haunebu y Vril.

No hay comentarios:

Publicar un comentario